Poema de domingo

Vertiente enero 09 2022.


Poema de domingo.- Llevo espigas de sal navegando la sangre, y gritos campesinos de olor ejidatario, vistiéndome la piel. Es que me duele Guaymas en el pecho, y Cócorit, Pueblo, se me hace nudo en la garganta, porque conforman las voces solariegas de mis padres…

Sabía que un día habría de levantar con mis manos estos cantos: simples, húmedos, humanos, en los cuales la palabra es golpeada por las olas hasta arrojarla al mar, como náufrago hambriento o caracol áspero, donde el viento ensaya los tonos de la vida, el dolor, la angustia, el amor, la muerte… Son cantos de pescadores, recolectados en la costa, en las playas, en alta mar, sobre la rústica barca de madera que avanza lentamente, movida al ritmo de los remos que empuñan antiguos pescadores…

El texto, es parte de la presentación del poemario Cantos de Pescadores, que me brindó la satisfacción de obtener el "Premio Estatal de Poesía Juan Eulogio Guerra Aguiluz", en 1982, hecho que hoy rememoro y entrego a Usted un manojo de sus versos…


Bernardo Elenes Habas


Yo sé que no es oficio

ser un bandolero

de los sueños…


Soltar por los caminos

de la vida

parvadas de poemas

libertarios,

para lograr que alguna vez,

una mañana,

aniden en el pecho

de los hombres,

o despierten amor

en las mujeres,

desterrando rencor,

envidias, sañas…


Yo sé que no es oficio

pararse en la mitad

de nuestro tiempo,

y gritar a plena voz,

con la palabra limpia,

señalando errores,

injusticias…


Yo sé que no es oficio

tener ideas,

convicciones,

saber de compromisos

con la historia,

ser consecuente

una y diez veces…

hasta siempre…


Por ello,

declaro al pie 

de mis principios,

que a lo anterior me dedico

por conciencia,

por vocación a las manos

de mi pueblo;

pero mi oficio es andar

coleccionando noches,

tomar por asalto madrugadas

para dejar

en tu pecho y en tu piel

mi aviso temerario

de que te amo…


----o00----



Columnas

    Error al mostrar categorias!