En México, 70% de bebés toma complementos de leche materna

Ciudad de México, 5 de agosto de 2018.- En México siete de cada 10 bebés menores de seis meses no se alimenta con leche materna de forma exclusiva, alertó Catalina Gómez, jefa de Política Social de la oficina del Fondo de las Naciones Unidas para la Protección de la Infancia (Unicef), durante la 7ª Fiesta Mexicana de la Lactancia, en la que poco más de un centenar de mujeres participaron en el Big Latch On o Minuto Internacional de la Lactancia, que se replicó en ciudades de todo el mundo y en 28 estados del país.

En entrevista destacó que la creciente comercialización de fórmulas alimenticias infantiles, la promoción que hacen de ellas los profesionales de la salud, la falta de conocimiento sobre los beneficios de la leche materna y las dificultades en el ámbito laboral para la lactancia materna, son factores que influyen para disminuir el número de mujeres que optan por la leche materna como único alimento de sus hijos.

En tanto, Arely Valdovinos Hernández, coordinadora de proyectos de la asociación civil Luna Maya, que convocó a diversas actividades en el marco de la Semana Mundial de la Lactancia Materna, afirmó que un bebé que lacta tiene 80 posibilidades más de sobrevivir durante el primer año de vida.

Destacó que la lactancia a nivel fisiológico representa a las primeras vacunas, pues fortalece al sistema inmunológico, además que determina el metabolismo, es un recurso completo que beneficia a los infantes, y es una práctica amigable con el medio ambiente.

Abundan factores que atentan contra la lactancia

En tanto, Catalina Gómez destacó que son muchos los factores que inciden para que no se dé la lactancia materna en los infantes, entre ellas el incumplimiento del Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche Materna, ya que no se controla adecuadamente la comercialización de fórmulas infantiles y la industria de los alimentos para bebés siguen promoviendo el consumo de fórmulas de leche en polvo.

La fiesta en nuestra nación fue convocada por el Unicef, la Asociación de Consultores Certificados en Lactancia Materna (Acclam), la Asociación Prolactancia Materna (Aprolam), el Instituto Nacional de Perinatología (Inper), la organización Un Kilo de Ayuda, entre otras organizaciones de la sociedad civil, líderes en la promoción de la lactancia materna en México.

Reunidas en el Jardín Botánico del Bosque de Chapultepec, donde de forma simultánea más de cien mujeres amamantaron a sus hijos, Carla, de 39 años, afirma que es una convencida de la lactancia materna, pues su hija Valentina, de poco más de dos años, aún se alimenta de su leche materna, la cual se extrae cada día cuando debe ir a su jornada laboral.

Dar de lactar a mi bebé es un momento muy especial para las dos, y lo más importante es que con ello garantizó que tenga los nutrientes y las mejores condiciones para su buena salud. Ha sido un proceso un tanto complejo, porque en el trabajo no siempre se tienen las mejores condiciones para ello. Además, cuando mi hija pide pecho por la noche estoy cien por ciento disponible para ella. Sé que es lo mejor para su crecimiento óptimo y por eso apoyo que todas la madres puedan experimentar la lactancia materna el mayor tiempo posible, asegura.

Catalina Gómez señaló que Unicef México también está impulsando que la licencia de maternidad no se limite a los 45 días de permiso con que cuentan actualmente las mujeres, pues es incompatible con los primeros seis meses de desarrollo del bebé, que es el periodo más importante para dar prioridad a la lactancia materna.

Por su parte, Valdovinos Hernández, señaló que las sociedades que más extienden la lactancia presentan bajos niveles de violencia. Por ejemplo en Alaska los niños lactan hasta los ocho años, y es una sociedad con mínimos niveles de violencia y con gran empatía entre sus pobladores.


Fuente: La Jornada