Evidente: en Cajeme la mejor estructura la tiene el PRI

Vertiente Octubre 20 2017.

Evidente: en Cajeme la mejor estructura la tiene el PRI.- Es lo que revela el sentido común; sin embargo, esa lógica podría rebasarse, como lo hicieron en su tiempo Adalberto Rosas, Javier Lamarque, Chuy Félix, Manolo Barro.- Hoy en la APVY, Terencio y Rodrigo

Bernardo Elenes Habas

Las formas y el fondo dejan entrever que será muy concurrido -no muy competido- el proceso electoral en Cajeme. Sobre todo por la Presidencia Municipal.

De entrar a la fase final de precampañas y campañas los personajes que actualmente se mueven en el tejido de los diferentes partidos, y por supuesto en el ámbito independiente, dará pie a que el voto se pulverice en extremo, y, lógicamente, los institutos que tengan asegurado a través de su estructura organizativa el llamado sufragio duro, llevarán una ventaja lógica sobre sus oponentes.

Mire usted cómo se conjugan las aspiraciones de aquellos que buscan estar en las boletas con sus planillas por la municipal, el 1 de julio del 2018: 

Morena tendrá que dar el candidato de la tercia integrada por Sergio Mariscal, Rosendo Arrayales y Omar Serna, quienes, desde sus nombramientos de Coordinadores de Organización Municipal, trabajan para convertir en realidad sus anhelos.

Rodrigo Bours, afina detalles en su modelo político encaminado a darle cercanía y participación electoral a los habitantes de colonias y comunidades, integrando a ciudadanas y ciudadanos a la estructura de regidores, algo novedoso que le podría allegar simpatizantes dentro del tejido social.
En el PAN, la lista de probables militantes y ciudadanos libres con perfiles interesantes para entrar a la liza, se ha ido depurando, de tal manera que ni Julio Cibrián, René Arturo Rodríguez, Julio César Pablos, están ya en la antesala de las posibilidades.

En esa criba propiciada por el tiempo y los movimientos de búsqueda del partido azul, quedan, finalmente, Andrés Salas Sánchez, Rafael Delgadillo y Jesús Félix Holguín. Sin embargo, Chuy, a quien una reciente encuesta ejecutada por Acción Nacional lo califica como el mejor posicionado, no ha dado muestras de aceptar y tiende a descartarse, no a jubilarse en política, porque, lo ha dicho, se prepara para el 2021. 

Y, en días recientes, el dirigente municipal panista, Delgadillo Barbosa, ha declarado que no se descarta la oportunidad de que se logre un frente municipal entre PAN, PRD, MC, para que sea Gustavo Almada Bórquez, quien encabece la lucha para relevar a Faustino Félix Chávez en Palacio Municipal.

Esto deja entrever que, finalmente, como ha sucedido desde hace años, la lucha sería entre PRI y PAN.

Mientras eso acontece en el horizonte político-partidario opuesto al PRI, éste, sabedor de que sus métodos son infalibles para elegir candidato; contando, además con la ventaja de ser un partido con voto duro cautivo –cerca de 40 mil, dicen-, y teniendo cuadros con perfil relevante para que encabecen planilla, se está dedicando a una labor consistente y profunda de organización interna en la estructura de seccionales, consejo político, movimiento territorial, organismos y centrales, para cerrar filas en precampañas y campañas.

Cierto, faltan los días emotivos y convincentes de precampañas y campañas. Debates de propuestas y trayectorias. Contacto directo con los electores, donde el ciudadano percibe a los candidatos más allá de palabras y actitudes, y descubren con sabiduría de pueblo, quiénes trascienden la regla de lo común y muestran capacidades relevantes.

Así sucedió en 1979 con Adalberto Rosas López. En 1997 con Javier Lamarque Cano. 2003, Jesús Félix Holguín. 2009 Manolo Barro Borgaro.
Pero, por lo pronto, debe decirse fríamente y sin pasiones, que el único partido con estructura organizativa, cuadros activos suficientes para encabezar boletas y voto duro que le permite salir con ventaja en busca de sufragios adicionales, es el PRI.

Lectura que deben tomar en cuenta líderes y estrategas de otros organismos, para que no transiten cegados por el destello de la ilusión un camino que deben recorrer con los pies puestos en la realidad de tiempos y circunstancias. Haciendo esfuerzos extremos para meterse en la inteligencia y sensibilidad de la gente.

Es el gran reto.
Hoy por la noche, en la sede de la Asociación de Periodistas del Valle del Yaqui, participarán en una convivencia de amistad, ideas y proyectos, Terencio Valenzuela y Rodrigo Bours. El primero, en franca búsqueda de firmas para lograr la candidatura independiente por el Distrito 06; y Rodrigo, preparándose para llevar la bandera ciudadana que lo coloque en las boletas por la alcaldía de Cajeme el año por venir.
Le saludo, lector.